Estudios de investigación realizados por especialistas en el área de la salud revelan que más de 2.300.000 colombianos sufren de glaucoma, sin embargo, el 50% de esta población, no sabe que lo padece.

El glaucoma es una enfermedad ocular que causa la pérdida de la visión de forma gradual. Esta patología se desarrolla de modo progresivo, originando daños en la visión periférica hasta provocar la ceguera. El daño ocurre cuando se genera presión en la parte posterior del ojo, lo cual afecta en gran medida el nervio óptico

“El glaucoma es una enfermedad silenciosa que necesita ser reconocida de manera temprana para prevenir la perdida completa de la visión como la ceguera.  Para reconocer los factores de riesgo y evaluar si la persona pudiera estar afectada por el glaucoma, se debe visitar al oftalmólogo periódicamente, especialmente después de los 40 años”. Afirma la doctora Sandra Dra. Belalcázar Oftalmóloga Especialista en Glaucoma y presidenta de la sociedad glaucoma Colombia.

Teniendo en cuenta que esta es una enfermedad silenciosa y se tiene poca información de ella, a continuación, presentamos 5 preguntas para entender la patología y que contribuirán al cuidado de    su salud visual y la de su familia:

  1. ¿El glaucoma se puede detectar? En las fases iniciales, el glaucoma usualmente no da síntomas. Por esta razón, casi la mitad de los pacientes con glaucoma no saben que lo tienen. Con el tiempo, los pacientes pueden ir perdiendo visión comenzando por la visión periférica. Como ocurre de manera lenta, muchos pacientes no se dan cuenta de ello, especialmente al inicio de la enfermedad. A medida que va avanzando la enfermedad, los pacientes pueden notar que no ven objetos en la periferia. Sin tratamiento, el glaucoma puede eventualmente causar ceguera.

Hay un tipo de glaucoma (el glaucoma de ángulo cerrado), que puede cursar con visión borrosa transitoria, dolor ocular asociado a dolor de cabeza, náuseas y vómito. En las fases iniciales de este tipo de glaucoma, puede presentarse visión de halos alrededor de las luces.

2. ¿Puedo curarme de glaucoma? El glaucoma no es una enfermedad curable, pero se puede controlar. Su tratamiento incluye fármacos oftálmicos, orales, terapia láser y cirugía ocular para controlar un daño mayor al que ya esté hecho en el momento del diagnóstico.

3. ¿Puedo recuperar mi vista luego de perderla por glaucoma? El aumento en la presión destruye las células nerviosas del ojo, lo que provoca una pérdida de visión. Al principio, es posible que se tengan puntos ciegos solo en la visión periférica (lateral). Pero si el glaucoma no recibe tratamiento, la visión central también se verá afectada; esta pérdida de visión provocada por el glaucoma es permanente.

4. ¿El glaucoma tiene síntomas específicos? En algunas ocasiones se le llama al glaucoma “El ladrón de vista silencioso”, pues no muestra síntomas específicos en forma temprana, la mayoría de las personas que padecen de esta patología nunca notan signos especiales hasta que está se encuentra en un estado muy avanzado y la pérdida de visión ya ha iniciado.  Una detección temprana es importante, y puede ser realizada durante un examen integral en el consultorio del oftalmólogo.

Se estima que para América latina y el caribe la prevalencia de glaucoma de ángulo abierto en personas entre 40 y 80 años es de 3.65% (IC 95%: 1.90 – 6.54) y la de glaucoma de ángulo cerrado es de 0.85%.

5. ¿El glaucoma únicamente se desarrolla por herencia? El glaucoma es una enfermedad multifactorial. Los científicos han identificado en algunas personas genes vinculados con una presión intraocular alta y lesiones del nervio óptico, Existen otros factores de riesgo como ser mayor de 40 años, presión intraocular elevada, hipermetropía, miopía y uso prolongado de esteroides

FUENTE: COMUNICACIONES Allergan Eye Care