SÍNDROME DE FATIGA CRÓNICA ¿VIVIR CANSADO TODO EL TIEMPO? DOCTORAKÍ

En DoctorAkí te contamos en qué consiste esta enfermedad que se presenta con mayor frecuencia en mujeres entre los 30 y 50 años.

Síndrome de Fatiga Crónica, ¿vivir cansado todo el tiempo?

Sueño, cansancio, falta de energía, dificultad para concentrarse… Aunque en este punto del año hay quienes asocian estos síntomas con los efectos de la cuarentena, puede que lo que en realidad esté ocurriendo es que estés sufriendo es del Síndrome de  Fatiga Crónica.

¿Qué es?

De acuerdo a información de Mayo Clinic, el Síndrome de fatiga crónica hace referencia a: “un trastorno complejo caracterizado por fatiga extrema que no puede atribuirse a ninguna enfermedad preexistente.  La fatiga puede empeorar con la actividad física o mental, pero no mejora con el descanso”.

Aunque la causa del Síndrome de fatiga crónica sigue siendo un misterio, se ha asociado a múltiples desencadenantes como toxinas, infecciones virales y estrés.

¿Cuáles son sus principales síntomas?

Con el afán del día a día, las múltiples ocupaciones y la incertidumbre que vivimos por esta época, es normal sentir cierto agotamiento, ¡Levanta la mano si también lo haz sentido!, pero cuidado, este debería desaparecer tras una un sueño reparador o una binge-watching (maratón de series).

Dentro de los principales signos y síntomas del Síndrome de fatiga crónica:

  • Falta de energía
  • Pérdida de memoria o concentración
  • Dolor de garganta
  • Tristeza sin motivo aparente
  • Dificultad para dormir
  • Agotamiento extremo que dura más de 24 horas después de realizar ejercicio físico o mental
  • Dolores de cabeza

¿Cómo se diagnostica?

Puede ser difícil de diagnosticar, pues no existe una prueba individual que lo haga. Lo más importante es que si los síntomas persisten acudas a un especialista, quien deberá descartar otras enfermedades como trastornos del sueño, problemas de salud mental como depresión, ansiedad o trastorno bipolar o afecciones como anemia y diabetes.

 DoctorAkí

te invita a cuidarte y a protegerte

Aunque no hay un tratamiento médico definitivo, diversos estudios demuestran que se puede contrarrestar implementando hábitos de vida saludables. Aprovecha este tiempo en casa para incluirlos en tu rutina: 

1. Desconéctate de la oficina

Sí, sabemos que amas tu trabajo, pero es importante que aprendas a separar tu vida laboral y familiar. Si tu empleo te exige pasar 8 horas frente al computador, tómate un pequeño break cada dos horas o haz pausas activas.

2. Un sueño profundo y reparador

Muchos son los beneficios del buen descanso, entre ellos el de combatir el Síndrome de fatiga crónica. Establece una rutina de sueño que incluya seguir horarios específicos, recrear una atmósfera agradable (lejos de los aparatos electrónicos) y vigila la alimentación antes de dormir.

3. Alimentación nutritiva

Adoptar una alimentación saludable es la mejor manera de protegerse del Síndrome de la fatiga crónica y en general, de todas las enfermedades. Busca recetas con semillas de chía y frutos secos, dos alimentos que ayudan a combatir el cansancio y la fatiga según diversos estudios.

4. Muévete y haz ejercicioQue estar en casa no sea una excusa para mantenerte activa (o) físicamente. Encuentra una actividad que te guste: bailar,  hacer yoga, pilates… y aprovecha este tiempo para practicarla.

 

5. Bye, bye estrés

Dentro de las posibles causas del Síndrome de fatiga crónica el estrés es una de las más relevantes. ¿Nuestra invitación? Aprende a controlarlo buscando espacios y actividades para ti, estableciendo prioridades, y delegando responsabilidades.¡Lleva una agenda donde escribas tanto las actividades personales como los asuntos laborales!

 

Visitas:998